La corrupción (y el poder), y cómo combatirla con realismo (y amor)

Artículo de ácratas.net fruto de un brillante comentario de Diógenes Sinóptico al artículo Lo que debiera hacer y no hará Podemos. Reflexiones filosóficas sobre la corrupción inherente a lo real y diferentes manifestaciones o formas de proceder de la misma, mayormente en forma de poder. Una reflexión interesante que nos hemos planteado alguna vez, a propósito de un término muy de moda, que no nos termina de convencer: empoderar (y el cual invoca claramente Podemos-Pablemos).

Como ya ha señalado el psiquiatra Pablo Población, el poder es un concepto poco desarrollado y confuso, que se solapa con otros términos habitualmente. Resulta más interesante y esclarecedor si se contempla dentro del continuo amor-poder, dialécticamente. De hecho, Diógenes S. no define el poder, y en el propio texto a veces resulta confuso a qué se refiere, si a poder, a corrupción… Para Población, resumiendo groseramente, en las relaciones basadas en el amor se contempla y acepta al otro como es, con sus virtudes y defectos, pero también como un igual. En las relaciones de poder, que pueden ejercerse desde arriba (el rol habitual del poderoso), o desde abajo (el poder de la víctima, del débil, del necesitado), ya no existe esta igualdad en la concepción del otro, sino que redundando en la idea, se le ve desde arriba, o desde abajo.

Aparte de reflexionar sobre esto, proponemos ir cambiando el concepto de empoderamiento por el de enamoramiento, que llevado al terreno de lo personal individual, significa re-conocerse uno, desde uno mismo, auto-construyéndose cada uno, no desde otras coordenadas, verse tal cual se es, y aceptarse, y desde esa asunción, sí, empoderarse de amor propio, de sano egoísmo, y actuar.

ÉTICAGNOCISEAUTON

Completando una idea del texto de Diógenes, el único modo de detener la corrupción (y el poder) es, en lo personal, la independencia económica, el auto-conocimiento y la apertura a los otros; en lo colectivo, la asunción de mutua responsabilidad y libertad, sin delegaciones ciegas ni autoengaños.

La negrita es nuestra.

La corrupción, y cómo combatirla con realismo

El proceso de realizar en lo terreno cualquier ideal se llama corrupción. Todos los actos son hijos de la corrupción; lo único incorruptible es lo irreal(1). La corrupción es imparable, pues es consecuencia de la entropía creciente universal. El rechazo de la corrupción se denomina inocencia y su manifestación es el inconformismo. Las formas más evidentes de corrupción son la enfermedad y la muerte. Menos evidentes, aunque causa frecuente de las anteriores, son la fuerza bruta y el dinero, las dos maneras de nombrar el poder.El capital es corrupto por naturaleza y corrompe cuanto toca; el dinero compra las más férreas voluntades. El poderoso de vara de mando o sable es siempre sobornado por el capital para que prevarique en su beneficio. De hecho, todo humano que tiene poder sobre otros se corrompe: desde el Rey al último funcionario, cada uno por un precio en proporción al poder que acumula.

Toda forma de poder procede del engaño o del robo; todo poder deviene estafa, está condenado a defraudar al final. Por lo tanto, el enemigo es siempre el poderoso. El corolario es que no contribuyamos a establecer poderes; no edifiquemos con nuestro apoyo césares ni cúpulas. Nadie nos salvará a cambio de oír sus mítines y echar su papeleta en una urna; sólo nosotros mismos, con mucho esfuerzo personal. En estos tiempos en que los poderes político y económico, hermanos siameses, se derrumban ante nuestros ojos, no hay que olvidar la lección aprendida. No deleguemos, no edifiquemos nuevos poderes que sustituyan a los rotos. No hay líderes idealistas, pues todo líder es práctico, factor de hechos, acumulador de poder y, por lo tanto, corrupto.

La corrupción jamás se detiene. El único modo de ralentizarla es, en lo personal, la independencia económica; y, en lo colectivo, el régimen asambleario puro, sin delegaciones ni representaciones de ninguna clase. Y la peor forma de integrarse a la corrupción es lo contrario: el trabajo asalariado y el rechazo a conocer a tus semejantes.

No hay poder menos corruptible que el egoísta, el poder de uno sobre sí mismo y su familia, pues se fundamenta en el más puro y sano deseo de prevalecer. Constrúyete a ti mismo, endurece tu cuerpo, fortalece tu espíritu, pierde todo miedo. Colabora en pie de igualdad con quienes tienen exactamente tus mismos problemas. Sólo así conocerás el altruismo y el mutualismo, que se distinguen de la caridad porque son elaboradas formas de sano egoísmo. Recuerda que, al final, tú lo eres todo. La asamblea es una forma de cooperación que debe multiplicar más que sumar. Así que cuidado, que toda gerundiada tiene sus oyentes (2), y no hay más útil corrupción que la del rebaño. Si la asamblea te exige sacrificios mayores de los que realizas luchando tú solo, alguien trata de parasitar tu poder. Dilo en voz alta. Y si no te escuchan, debes irte. Ninguna asamblea puede obligarte a nada, pues la acracia no es coacción, sino libre asunción de criterios colectivos, tras el debate y el voto.

No te corrompas, jamás cedas tu poder, porque la peor de las corrupciones es la que se produce en tu interior, cuando prestas tu energía irracionalmente a otro. Nunca te la devolverá. Y te costará una nueva decepción y el esfuerzo de reconstruirte, si es que aún puedes. Recuerda que la vida es una lucha permanente contra la muerte y contra la creciente podredumbre que la precede. En esta lucha te va la vida. Lucha, pues, a muerte.

Saludos desde el tonel.

DIÓGENES SINÓPTICO

(1) y (2) Palabras más o menos exactas del becario Braulio.

II Encuentro de desobediencia económica

Cada vez mas personas   disfrutamos de la llegada a nuestras vidas  del grato sentimiento que  nos produce el sabernos en “Alegre Rebeldia”,  con  pequeños o grandes  gestos, pero siempre contagiosos,  como la risa.  Y esa satisfacción que  nos produce esta sintonia entre la razon y el corazon, hace que cada  día deseemos  más  y que queramos juntarnos para  empaparnos de  otras  vivencias rebeldes, que podamos incorporar a nuestras vidas, a nuestras  comunidades, a nuestros colectivos.
Queremos  compartir esta alegria con todxs y que podais disfrutar está increible  sensación, por eso os invitamos a participar del II Encuentro de Desobediencia Económica, los próximos días  26 y 27 de Abril en Castellón, el sábado 26 en a l’Espai  d’Art Contemporani (EACC) y el  domingo 27 en el Casal Popular de Castellón.
Este será el PROGRAMA desobediente:

Sigue leyendo “II Encuentro de desobediencia económica”

El Estado del Malestar

Los perplejos españoles contemplamos cómo el Gobierno (los gobiernos sucesivos del PPSOE, desde el inicio, desde 1982) se han dedicado no sólo a desmantelar el “estado del bienestar”, sino a robarnos a todos los ciudadanos, directamente de nuestros exangües bolsillos, 130.000 millones de euros para regalárselos (así, literalmente) a los banqueros internacionales, que son los auténticos dueños del mundo. Aclaro la vía que han utilizado para perplejos inexpertos, por pasos:

— La Sinarquía Financiera Internacional prestó, desde la incorporación de España a la moneda única europea, dinero ilimitado a la banca española para contribuir al endeudamiento de empresas y particulares, apoyando las burbujas del ladrillo y la especulación.

crisis_forges

—Al cortar el chorro del crédito, los bancos y cajas españoles empezaron a quebrar técnicamente, pues sus propios créditos a corto vencían sin poder recuperar el dinero que ellos mismos habían prestado a largo (25 años o más). Así que se volvieron contra las empresas inmobiiarias, cuyos créditos eran a corto plazo (un año, muchas veces; o incluso a demanda).
Sigue leyendo “El Estado del Malestar”

Jornada sobre Monedas Alternativas

 

Más triste es pedir dinero al banco que robarlo… Pero las dos cosas son tristes. Así que, como estamos hartos de que los bancos controlen el racionamiento de dinero, hemos decidido crear nuestra propia moneda. En el colegio nunca nos enseñaron cómo se crea el dinero y ahora, que nos hemos puesto a aprender por nuestra cuenta, ya sabemos por qué: porque es muy fácil, en realidad. 

 

La RCA os invita a que descubráis lo fácil que es hacer dinero y hacerlo, además, infinitamente mejor que esos euros, dólares, libras esterlinas y demás chatarra criminal diseñada para mantener los privilegios monopolísticos de castas bancarias y políticas.

Dinero que no genera intereses, incluso que genera intereses negativos y se pudre si lo guardas mucho tiempo en el cajón, como las patatas. Dinero de papel; dinero virtual; dinero inmaterial, que sólo sirve como unidad de medida, igual que el metro, el kilo o el litro. Bancos donde no se depositan monedas sino minutos, fragmentos de tiempo. Monedas locales; monedas complementarias; monedas esclavas; monedas parásitas; monedas sociales…

  • El día 12 de octubre proyectaron el documental “The Money Fix”.
  • El día 19 de octubre te invitamos a una conferencia en la que varios ponentes de colectivos que ya han puesto en circulación su propio dinero compartirán con nosotras su experiencia.


jornadas-moneda-alternativa-rca